No es una tarea fácil armar un equipo de emprendedores, de hecho es aun más difícil cuando la situación económica de ese equipo no está en las mejores condiciones. Sin embargo, cuando estamos decididos a crear algo, y motivados a hacer que ese algo crezca, nuestro equipo también debe estarlo.

Lograr la balanza perfecta entre estos elementos es parte de nuestro trabajo como emprendedores. Para tener éxito como equipo debemos tener muy en cuenta la relación ganar-ganar. Existen personas que estarán dispuestas a entregar su tiempo, esfuerzo y mente a un proyecto que les genere confianza y les de una posibilidad de retribución a corto o largo plazo, nuestra obligación es hacer que todos los “brazos” del equipo tengan una motivación (económica o emocional) para dar lo mejor de sí.

¿Pero qué le podemos ofrecer a nuestro equipo de mentes maestras para mantenerlos en este estado de motivación y compromiso?

Tu propio compromiso

Debes tener muy en cuenta que ninguna persona va a comprometerse en tu proyecto más que tu mismo. Tu actitud y los hábitos de trabajos que tengas son algunos de los motores primordiales que moverán el barco; debes mostrarle a tu equipo que estas interesado en el proyecto, dispuesto a captar ideas nuevas, resolver problemas y crear un ambiente de trabajo donde tu función no será la de un jefe, sino la de un líder.

Abrirte a nuevas ideas

Como líder también deberás abrirte a nuevas ideas, pues los miembros de este proyecto deberán sentir que son parte de el y que su opinión es tomada en cuenta. Esto no significa cambiar el proyecto en su totalidad porque alguien del equipo no se siente a gusto, sino replantear factores que podrían ser importantes al momento de repartir tareas, construir grupos de trabajo y comenzar a trabajar.

No todo lo que brilla es oro

Parte de tu equipo de emprendedores será esencial para alcanzar el éxito, sin embargo, también tendremos que tomar decisiones difíciles en pro del proyecto y descartar algunos miembros que puedan obstaculizar el crecimiento del grupo. Te podrás preguntar por qué esto es beneficioso para mantener la motivación, y es justamente porque todos los integrantes deben sentir que su trabajo está siendo valorado. Los “flojos” no deben tener la misma posición o los mismos beneficios que quienes trabajan arduamente, pues entonces todos serían flojos.

Los emprendedores también comen

No es difícil imaginar que tu proyecto puede ser grandioso y exitoso, el problema es cuando el tiempo pasa y pasa y los ingresos brillan por su ausencia. Es imposible mantener un buen equipo por demasiado tiempo si no existen incentivos económicos, ese es un factor que deberás tomar en cuenta cuando estés estudiando el lanzamiento y progreso de tu producto o servicio.

También es válido que ese incentivo salga de tu bolsillo, pero es menester que tengas la suficiente seguridad en que tu proyecto eventualmente generará ingresos para cubrir ese gasto y generar ganancias para mantenerlo. Lo importante al final del día es que tu no pierdas dinero, sino más bien lo inviertas y eventualmente lo ganes.

Reinvierte y reinventa

Este es el último de los puntos claves para generar una relación de ganar-ganar con tu equipo de emprendedores, reinvertir en el proyecto puede ser la clave para saltar de cientos de dólares a miles o a millones en un momento; más aún cuando lo combinamos con la reinvención.

Tener un producto mínimo viable está bien, pero pulirlo e inyectarle capital sabiamente hará que ese mínimo producto pueda crecer exponencialmente y generar ingresos mucho mayores de los que venía generando. Ten en cuenta la manera en la que plantearás esta reinversión y este cambio y así tu equipo sabrá agradecer el esfuerzo y aportará con gusto nuevas ideas para proyectar nuevas metas.

Recuerda Compartir!